Petroglifos

#RedescubrePeru

Petroglifos

Debes Saber

Petroglifos, misterio en lo profundo de la selva

La región San Martín está habitada desde tiempo inmemorial. Antes de los Incas hubo pueblos como los Chancas y los Pocras que dejaron restos antiquísimos para la posteridad.

Algunos de estos restos que quedan son petroglifos, inscripciones y figuras en piedra talladas en bajorrelieve. Muchos de estos petroglifos en San Martín aun no han sido estudiados por lo remoto de su ubicación; encontrarlos en medio de la selva es una experiencia cultural y natural al mismo tiempo.

El ejemplo más característico de petroglifos en San Martín son los petroglifos de Polish, cerca de Tarapoto. Allí, diseminadas en un área de kilómetro y medio cuadrado, se encuentran un conjunto de cinco piedras grabadas en bajorrelieve. Los grabados representan animales y plantas, especialmente serpientes, junto con otras figuras que se cree pueden ser símbolos lingüísticos. No se sabe quienes pudieron crearlas, aunque se cree que pertenecen a la época más temprana de los antiguos Chachapoyas.

Otros petroglifos importantes son los de Panguana, en el valle de Pachicilla, cerca de Juanjuí, en la provincia de Mariscal Cáceres. Consisten en dos rocas grandes con inscripciones zoomorfas, antropomorfas, fitomorfas y astromorfas en bajorrelieve. Se cree que el sitio era una especie de antiguo lugar ceremonial.

Por último, los petroglifos de Cunchihuillo se encuentran al este de Juanjuí. Los restos consisten en una roca gigante de 3×4 metros, con figuras zoomorfas, antropomorfas y de otra índole en bajorrelieve. Se cree que sus creadores fueron los Hibitos, pero en realidad no se sabe su origen ni su propósito.

Datos

  • “Polish” significa “llanura despejada”. Te recomendamos llegar a la zona de los petroglifos recorriendo la selva de Tarapoto a pie, donde se pueden cruzar riachuelos, avistar aves, y en general disfrutar del rico paisaje selvático.
  • Los petroglifos de Polish no están protegidos de los elementos. Procura no entrar en contacto con ellos de manera que contribuyas a su conservación.
  • Panguana es el nombre de un ave selvática. Los petroglifos están en una zona de auténtico monte, y se encuentran en propiedad privada.
  • La zona de Cunchihuillo es accesible solo a pie, desde el pueblo de Bocatoma. La caminata puede tomar dos horas, que se pueden aprovechar en hacer trekking, observar el paisaje y conocer la fauna de la selva.

Galería de Fotos

Otras Experiencias imperdibles

También podría gustarte

Aprovecha estas ofertas